A las playas de Tenerife las bañan las aguas del océano Atlántico, que ofrece una temperatura media anual de 21ºC y un oleaje moderado. Las playas se suceden a lo largo de toda la costa isleña. En el sur de la isla encontrarás playas con mucho ambiente, urbanas y repletas de gente, mientras que en el norte descubrirás unas playas mucho más tranquilas, salvajes y de arena volcánica.

Sobre muchas de las playas de Tenerife ondea la Bandera Azul, que anuncia y premia la calidad de sus aguas, su gestión ambiental y la seguridad y servicios que ofrecen.